Tag Archives: matrimonio

Tips para el primer paso

¿Quieres casarte conmigo? ¿Quieres pasar el resto de tu vida conmigo?

¡La pregunta del millón! Creo que ese momento es más difícil que el “Sí quiero”, porque de verdad ahí empieza el compromiso. Ahí te das cuenta de que quieres dar el paso de una vida en común con sus pros y sus contras y quieres compartir y celebrar tu decisión.

Las propuestas matrimoniales pueden ser planificadas o inesperadas, del novio a la novia y por qué no al revés ¡renovarse o morir!, de rodillas o de pie, con o sin anillo, originales, divertidas, atípicas, en cualquier momento del noviazgo sin prisas…

De sobra son conocidas las clásicas peticiones de matrimonio: En el lugar donde os conocistéis, empezastéis a salir o donde os váis a casar; cena romántica en vuestro restaurante favorito; durante una escapada a ciudades como París o Roma; en la playa o en una cabaña en lo alto de una montaña, etc…

Pero en este tema ha habido muchas novedades al respecto (más en el extranjero que aquí). Os dejo alguna info que seguro os será de utilidad:

-Echad un vistazo a las ideas y consejos que ofrece esta web, yourengagement101, servirá de gran ayuda a los que los nervios les pueden jugar una mala pasada.

-Y a esta otra, ringonthefinger, que muestra los videos de las más originales.

-¿Sabéis que existe la figura del “engagement-planner”? Esta empresa de Estados Unidos, “The heart bandits” quiere poner las cosas más fáciles a los “proponentes”, y da la opción de elegir entre diferentes paquetes de lujo en distintas ciudades americanas, en 3 pasos: eliges ciudad, idea (también hacen realidad la tuya) y del resto se ocupan ellos. Y como no, con el consiguiente video de recuerdo. Por poneros un ejemplo: Puedes elegir desde recrear la escena final de la peli “Pretty Woman” en Los Angeles, hasta declararte en uno de los viñedos de Napa, cerca de San Francisco, en una visita privada y exclusiva sólo para ti.

Mi consejo en todo esto es que si queréis “lanzaros a la piscina “os pongáis en el lugar del otro, porque si no se pone anillos, le dan alergia las flores, u odia ser el centro de atención, mejor huid de los esteriotipos y no hagáis nada por obligación. Hay gente que simplemente y de forma natural toma esa decisión con su pareja y un día dicen: “¿Nos casamos?” “¿Vivimos juntos para siempre?” “Pues sí”. ¡Y tan contentos!
Y sobre todo, hagáis lo que hagáis, ya sólo con la ilusión que le váis a poner en la sorpresa y con el propósito al que sirve, a vuestro novio/a le encantará y ya sabréis la respuesta:

Leave a Comment

Filed under Proposiciones

Una proposición matrimonial

Todos nos imaginamos la típica imagen del novio hincando la rodilla en el suelo con la caja del solitario en una mano y una rosa en la otra, en mitad de un restaurante o sitio abarrotado tipo parque de atracciones o centro comercial para que cuantos más testigos mejor (y la vergüenza de la novia mayor)

Pero encontrar proposiciones atípicas que transmitan no es fácil, y por eso solemos encontrarlas más en la ficción. Es el caso la proposición de Dereck Sheperd a Meredith Grey en la serie de Anatomía de Grey, para mi LA SERIE (y no sólo por Mc Dreamy). Porque aunque no sea real, es diferente e igual de válida y emocionante, ya se me saltan las lágrimas, snif snif (está en inglés, traducida no mola tanto).

Para los que no hayáis visto la serie, entre los protagonistas hay un compromiso muy especial, en el que la palabra boda convencional no tiene cabida, tan especial que deciden sellar su unión simplemente con una firma en el Ayuntamiento y un post-it de intenciones, cuyo contenido merece dedicarle otro post más adelante (si no estáis ya impacientes y decidis averiguarlo por vosotros mismos).

Leave a Comment

Filed under Proposiciones

Amor a ciegas

Share Buttonvar hupso_services_c=new Array(“twitter”,”facebook_like”,”facebook_send”,”pinterest”);var hupso_counters_lang = “es_LA”;var hupso_url_c=””;var hupso_title_c=”Amor a ciegas”;

Recientemente durante una visita a Londres, tuve una “experiencia humana y sensorial única” en un restaurante llamado Dans le Noir, que existe en Londres, París, Nueva York, San Petersburgo y Barcelona, siendo los más populares (según nos dijeron) los tres primeros.

El restaurante de Londres

Dans le Noir significa “En la oscuridad”, y de hecho es donde de lo que se trata: de cenar sin nada de luz para poder tener las sensaciones de un cheap nba jerseys invidente. El fin primordial del restaurante es invertir los roles, es decir, si normalmente tú les tienes que ayudar a las personas ciegas en su vida diaria, IndianSexClub aquí Edition son ellas las que tienen que ayudarte a ti, porque la Products indefensión es total. Literalmente esto es lo que ves:

No sabes lo que comes, ni quién tienes a tu lado, ni dónde están tus acompañantes. Sólo te asignan a un camarero invidente que te servirá y estará para lo que necesites durante toda la cena, ruidosa eso sí, porque cuando te falta un sentido se potencian los otros, y a todos nos da por hablar muy alto.

Antes de entrar al “comedor oscuro”, sólo te dan a elegir la bebida (nada caliente I porque si se derramara imaginaros….yo os recomiendo un vinito que así es más divertido) y entre 4 menús:rojo, verde, azul o blanco, bien en la versión de dos o de tres platos. Eso sí, cuando sales de la cena te cheap jerseys enseñan lo que has cheap jerseys tomado (confieso que yo hubo cosas que no encontré en el plato), y por cierto con muy buena presentación, algo que no debería importar al no ver absolutamente nada.

Como anécdotas,nos contaron que hay gente que lame los platos, que come con las manos ante la desesperación de no encontrar nada, otros tienen una crisis de claustrofobia y piden salir de allí corriendo, otros aprovechan para ligar, wholesale jerseys por decirlo suavemente, con la consiguiente expulsión del restaurante, y también como no, hay declaraciones de amor (sin ir más lejos nuestro camarero se había enamorado de otra de las camareras y estaban esperando un bebé).

Aquí sería aplicable aquello de que el amor es ciego, porque es verdad que es un lugar muy apropiado para que parejas de novios tímidas se den su primer beso, o para proponer matrimonio sin vergüenza, ¡eso sí sin saber la cara que pone el otro y cuidado con perder el anillo que no hay quién lo una encuentre!

A mí me gustó haberme puesto por 2 horas en la piel de alguien que no ve para darme cuenta de muchas cosas, y os puedo asegurar que al final de la cena ya no me sentí tan insegura y agobiada como al principio.
Porque a oscuras no se come mejor, sino de forma diferente.

Share Buttonvar hupso_services_c=new Array(“twitter”,”facebook_like”,”facebook_send”,”pinterest”);var hupso_counters_lang = “es_LA”;var hupso_url_c=””;var hupso_title_c=”Amor a ciegas”;

Leave a Comment

Filed under Proposiciones